Normal view MARC view ISBD view

Artículo II. Aporte financiero del componente maderable (Pinus oocarpa Schiede) y ganadero en bosque natural y sistema silvopastoril en Yamaranguila, Honduras

by Guerra Arévalo, Wilson F.
Type: materialTypeLabelArticlePublisher: Turrialba (Costa Rica) CATIE 2016Description: 21.59 x 27.94 cm 16 páginas.Subject(s): PINUS OOCARPA | MADERA ELABORADA | TROZAS | APROVECHAMIENTO DE LA MADERA | ASERRADO | VOLUMEN | MEDICION | ANALISIS DE DATOS | RENTABILIDAD | BOSQUE PRIMARIO | SISTEMAS SILVOPASCICOLASOnline Resources: Texto completo (Es) | http://hdl.handle.net/11554/8920 Summary: Los bosques de Pinus oocarpa en Yamaranguila, Honduras, son la principal fuente de beneficios económicos, ambientales y alimenticios para los productores, y son fuente de materia prima de la única industria forestal en la zona. Existen dos sistemas de producción generalmente utilizados por los productores agropecuarios en Yamaranguila. El primero son los bosques y cultivos en sus fincas; el segundo, el ganado bajo pastoreo y cultivos en la mayor parte de los bosques. Este último constituye un sistema silvopastoril. El objetivo del presente trabajo fue comparar la rentabilidad de los sistemas productivos del bosque natural y el sistema silvopastoril en las fincas de los productores, y determinar la contribución financiera que aporta incorporar vacas en el bosque (sistema silvopastoril), así como el aporte financiero de la fusión de los componentes maderable y ganado, como estrategia de una práctica económicamente viable para las fincas de Yamaranguila. Se emplearon indicadores financieros como el valor actual neto (VAN) y la relación beneficio-costo (B/C). Mediante entrevistas a los productores, se obtuvieron los insumos relacionados con los aspectos biofísicos, materiales utilizados, infraestrutura de los potreros en Yamaranguila, servicios, productos, costos e ingresos de las fincas. Las principales actividades productivas son: i) bosque natural (madera) y ii) sistema silvopastoril (madera y ganadería). Con los costos e ingresos se determinó el flujo de caja y los ingresos netos o utilidades por finca. El manejo monetario utilizado es unidades de US$/ha/año. Las fincas evaluadas fueron 5: finca 1 (bosque natural) y fincas 2, 3, 4 y 5 (sistema silvopastoril). El análisis financiero se proyectó a 8 años, que es el tiempo de aprovechamiento mediante el Raleo Arse de los bosques de pino en la zona. Se evaluó el aporte financiero en un bosque natural (basado en la finca 1) y en un sistema silvopastoril (basado en el promedio de las fincas 2, 3, 4 y 5). El aporte de la madera representa un ingreso para el productor, al brindarle un ingreso inicial inmediato cuando se realiza el aprovechamiento del bosque. Los ingresos en el sistema silvopastoril son de US$ 1.094,4/ha/año respecto del bosque natural (US$ 542,24/ha/año). En cuanto a los costos, en el bosque natural son de solo US$ 0,47/ha/año; sin embargo, en el sistema silvopastoril son de US$ 211,96/ha/año. Finalmente los ingresos netos en el sistema silvopastoril son mayores que en el bosque natural (US$ 882,44/ha/año > US$ 541,77/ha/año). En cuanto al VAN, el sistema silvopastoril (US$ 2.036,82/ha/año) es mucho más rentable que el bosque natural (US$ 506,29/ha/año). El componente ganadería en silvopastoriles representa el 73% y el maderable 27%. En contraste, el indicador B/C en bosque natural es de 178,45, donde el beneficio es alto, y el sistema silvopastoril es de 6,72. Al sensibilizar el VAN a tasas de descuento de 6,5%, 10%, 15% y 30% (en bosque natural y sistema silvopastoril), el VAN mantiene una tendencia decreciente; no obstante, este indicador se mantiene positivo y con altos valores. El sistema silvopastoril aporta mayores rentabilidades en las fincas en Yamaranguila. Al sumar los ingresos por ganadería y madera, se obtienen aportes económicos inmediatos para el productor y permite un abastecimiento constante de madera a la industria, de acuerdo a rotaciones de corta por raleo. Finalmente, se recomienda proteger la regeneración natural, árboles juveniles y árboles adultos, tanto antes como después del aprovechamiento.
    average rating: 0.0 (0 votes)
No physical items for this record

Artículo de Tesis (maestría) -- CATIE, Turrialba (Costa Rica), 2016

19 referencias bibliográficas

Los bosques de Pinus oocarpa en Yamaranguila, Honduras, son la principal fuente de beneficios económicos, ambientales y alimenticios para los productores, y son fuente de materia prima de la única industria forestal en la zona. Existen dos sistemas de producción generalmente utilizados por los productores agropecuarios en Yamaranguila. El primero son los bosques y cultivos en sus fincas; el segundo, el ganado bajo pastoreo y cultivos en la mayor parte de los bosques. Este último constituye un sistema silvopastoril. El objetivo del presente trabajo fue comparar la rentabilidad de los sistemas productivos del bosque natural y el sistema silvopastoril en las fincas de los productores, y determinar la contribución financiera que aporta incorporar vacas en el bosque (sistema silvopastoril), así como el aporte financiero de la fusión de los componentes maderable y ganado, como estrategia de una práctica económicamente viable para las fincas de Yamaranguila. Se emplearon indicadores financieros como el valor actual neto (VAN) y la relación beneficio-costo (B/C).
Mediante entrevistas a los productores, se obtuvieron los insumos relacionados con los aspectos biofísicos, materiales utilizados, infraestrutura de los potreros en Yamaranguila, servicios, productos, costos e ingresos de las fincas. Las principales actividades productivas son: i) bosque natural (madera) y ii) sistema silvopastoril (madera y ganadería). Con los costos e ingresos se determinó el flujo de caja y los ingresos netos o utilidades por finca. El manejo monetario utilizado es unidades de US$/ha/año. Las fincas evaluadas fueron 5: finca 1 (bosque natural) y fincas 2, 3, 4 y 5 (sistema silvopastoril).
El análisis financiero se proyectó a 8 años, que es el tiempo de aprovechamiento mediante el Raleo Arse de los bosques de pino en la zona. Se evaluó el aporte financiero en un bosque natural (basado en la finca 1) y en un sistema silvopastoril (basado en el promedio de las fincas 2, 3, 4 y 5). El aporte de la madera representa un ingreso para el productor, al brindarle un ingreso inicial inmediato cuando se realiza el aprovechamiento del bosque. Los ingresos en el sistema silvopastoril son de US$ 1.094,4/ha/año respecto del bosque natural (US$ 542,24/ha/año). En cuanto a los costos, en el bosque natural son de solo US$ 0,47/ha/año; sin embargo, en el sistema silvopastoril son de US$ 211,96/ha/año. Finalmente los ingresos netos en el sistema silvopastoril son mayores que en el bosque natural (US$ 882,44/ha/año > US$ 541,77/ha/año).
En cuanto al VAN, el sistema silvopastoril (US$ 2.036,82/ha/año) es mucho más rentable que el bosque natural (US$ 506,29/ha/año). El componente ganadería en silvopastoriles representa el 73% y el maderable 27%. En contraste, el indicador B/C en bosque natural es de 178,45, donde el beneficio es alto, y el sistema silvopastoril es de 6,72. Al sensibilizar el VAN a tasas de descuento de 6,5%, 10%, 15% y 30% (en bosque natural y sistema silvopastoril), el VAN mantiene una tendencia decreciente; no obstante, este indicador se mantiene positivo y con altos valores.
El sistema silvopastoril aporta mayores rentabilidades en las fincas en Yamaranguila. Al sumar los ingresos por ganadería y madera, se obtienen aportes económicos inmediatos para el productor y permite un abastecimiento constante de madera a la industria, de acuerdo a rotaciones de corta por raleo. Finalmente, se recomienda proteger la regeneración natural, árboles juveniles y árboles adultos, tanto antes como después del aprovechamiento.

Click on an image to view it in the image viewer